Damos clases a domicilio en toda la Comunidad de Madrid, ¡llámanos sin compromiso!

Decálogo de un profesor particular: ¿Cómo abordamos las clases a domicilio?

person-690157_1280

Las siguientes afirmaciones puede que os resulten familiares:

“Está desmotivado, pasota, no quiere hablar de su curso ni de nada relacionado con los estudios”

“En el colegio no me aportan soluciones, por el contrario se limitan a darme un diagnóstico genérico de la situación”

“Los profesores de las asignaturas suspendidas, tras hablar con ellos, vienen a decirme que estudia poco, que su interés es bajo, que su comportamiento no es el adecuado pero desconocen qué puede estar pasando en su vida para que las cosas le vayan así”.

Podríamos seguir con más, pero lo que está claro es que es una situación en la que se necesita ayuda. Es por eso por lo que muchos padres acuden a profesores particulares y clases a domicilio o en academias para que sus hijos mejoren su rendimiento académico.

En este post hemos querido profundizar en cuáles son las 10 claves de un profesional para enseñar a sus alumnos.

Esta guía es un recopilatorio de diferentes procedimientos y medidas que lleva a cabo un profesional para acompañar a los estudiantes a conseguir mejores resultados en lo académico y en lo personal (ambas van muy ligadas y una influye en la otra).

Queremos ayudarte a que tu hijo llegue a fin de curso con todas aprobadas.

Muchos se llegan a preguntar si es que el niño no sabe estudiar, si tiene algún problema de capacidades, falta de motivación… o si es algo que en el futuro se subsanará.

Nosotros te aportamos nuestro modo de hacer para que puedas confiar en dejar a tus hijos en manos de profesionales; de esta forma podremos llegar al éxito académico.

1. Tener una pequeña conversación con el alumno al empezar la clase

Es un rato en el que charlamos sobre lo que ha ocurrido en en entorno personal y académico desde la última vez que nos vimos.

Esta breve charla distendida nos ayuda a calibrar un poco cómo está el alumno en el momento presente y a ver por dónde es más conveniente que encaucemos el trabajo para la clase actual, ajustándonos de manera óptima.

2. Hablar claramente sobre qué es lo más urgente y necesario en el plano académico

Eso será la prioridad sobre la que trabajar en esta clase.

3. Revisamos a fondo cada una de las tareas, para conocer cuánto tiempo de realización conllevan

De esta forma también vemos cuáles precisan de la ayuda del profesor por su potencial dificultad.

4. Comenzamos con la primera tarea más urgente dentro de aquellas tareas que precisan ayuda

El resto de las tareas las afrontará él solo.

5. Según se va trabajando con el alumno, le enseñamos cómo proceder siempre teniendo en cuenta que NO le hacemos los deberes

Nuestras clases son una guía para que él aprenda a hacerlos por sí mismo buscando siempre su autonomía.

6. Si un determinado día  el alumno está nervioso o bajo de ánimo, se requiere de nuestra experiencia y tacto para conseguir reconducirle

Nuestra intención es que la clase transcurra de la forma más equilibrada posible.

7. Constantemente calibramos si va aprendiendo lo que le enseñamos o si “se ha perdido”

Así podemos ver si lo que estamos haciendo está surtiendo el efecto deseado y nos ajustamos a su ritmo, pero con una dirección clara.

8. Al finalizar la clase, le damos consignas para la tarea que afrontará solo

Le comentamos y decidimos el tiempo que debe dedicar a cada área, por ejemplo, y otras pautas para poder trabajar sin el profesor delante.

9. En todo momento animamos a la vez que exigimos calidad en el trabajo de nuestros alumnos

Es marca de la casa hacerles ver que tienen potencial para conseguir éxito en su aprendizaje y sus estudios. Una vez reconocido el potencial y mostrando una actitud de apadrinamiento a la vez que reconocimiento, es mucho más fácil conseguir que el alumno mejore en su rendimiento y ofrezca un trabajo de calidad.

10. Antes de irnos del domicilio del alumno, solemos comentar la evolución con los padres

Nos gusta intercambiar unas cuantas palabras acerca del progreso de las clases y una puesta al día sobre tareas asignadas durante la clase.

 


 

Estas pautas pueden ayudar a muchos padres a conocer mejor cómo funcionamos y cómo abordamos una clase a domicilio. Luego es cierto que cada alumno es un mundo y podemos invertir más tiempo en unas áreas que en otras, pero la forma de abordar las clases particulares sigue siempre nuestros estándares de calidad y seguimiento personalizado del alumno.

Si necesita más información, en nuestra sección Cómo trabajamos y en Preguntas frecuentes podrá conocer más detalles.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

ESTO Responde Qué es ESTO
Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook